27.2.07

REACCIONES


un amigo me llama al final salió -me dice. lo voy a ver y está contento, ella, aunque se la ve agotada y cansada, también. el bebé es lindo e hincha de racing. hacemos chistes, nos reímos todos en el sanatorio. lo agarramos a él que esta muerto de sueño, porque no durmió en toda la noche, y lo llevamos a comer una milanga con fritas porque también está muerto... pero de hambre. llegamos y aunque la temperatura ronda los 40 grados en ese barcito que no tiene un puto ventilador nuestra mesa es todo festejo, brindis y risas.

por otro lado, otro gran amigo me manda un mensajito donde dice que voy a ser tío, lo llamo. si está embarazada -me dice- y vos tenes la primicia!. sigo hablando y corto. tengo una sonrisa dibujada en mi cara, todavía no lo puedo creer. me pongo a pensar en las casualidades de la vida y en lo interesante que es estar al lado de mis amigos mientras van mutando.

me miro al espejo. me reconozco, me siento bien al sentir que ellos me eligen para compartir esas cosas tan profundas, tan de ellos, siento de nuevo esa magia distinta que me distingue y por un rato me olvido de aquellos que no me eligen y me lo dicen, de aquellos que con tontas palabras me sitúan como un líder negativo, de aquellos que me tratan como una mala persona, de aquellos que se burlan de mis proyectos.

resisto, los que me quieren me bancan y yo en ese lugar me hago fuerte, y pese a las nubes negras que me quieren hacer ver... brillo.